Pablo Villalobos y María Freitas, ganadores de la IX Carrera Popular PAU de Vallecas

Tras el paréntesis provocado por la COVID-19, el pasado 18 de abril se llevó a cabo la Carrera Popular PAU de Vallecas en su novena edición. Los ganadores fueron Pablo Villalobos Bazaga con un tiempo de 0:31:20:86 y María Freitas con un tiempo de 0:38:58:75. La clasificación general se puede consultar en el siguiente enlace.

Esta vez hubo un límite de participación: 500 deportistas, pero hubo el doble de entusiasmo e ilusión por recuperar su circuito de diez kilómetros, ya que las inscripciones se cubrieron en menos de una semana.

Gracias a este entusiasmo, se logró batir un récord en la línea de meta, llegando en 31 minutos el primer clasificado. También hubo una bajada de tiempos generalizada, llegando cerca de 170 corredores en menos de 41 minutos.

Con un recorrido similar al de ediciones anteriores, la mayor exigencia que encontraron los participantes fue la altimetría del último kilómetro, con una subida en cuesta desde la avenida del Mayorazgo hasta la llegada en la calle de Peñaranda de Bracamonte, que supone un último reto personal para mantener el propio tiempo de cada corredor.

Organizada por la Asociación de Vecinos PAU del Ensanche de Vallecas, la Junta Municipal de Villa de Vallecas y el Servicio de Dinamización Vecinal, todos los participantes han transmitido palabras de agradecimiento por convocar de nuevo esta prueba.

La IX Carrera Popular PAU de Vallecas se ha consolidado ya dentro del calendario de pruebas populares del Ayuntamiento de Madrid, estando también incluida en el I Circuito de Carreras de Barrio 2020-2021 – ‘Corre por los barrios’, en el que pueden participar atletas individuales o clubes. La integración en este circuito ha permitido también contar con voluntarios, que han aportado una importante ayuda logística en la organización de esta prueba.

Medidas de seguridad

Dada las condiciones que se están atravesando con la pandemia, en esta ocasión se ha solicitado que la prueba discurriera sin público, sobre todo en la salida y llegada. Por este mismo motivo, el evento se ha limitado a la carrera de diez kilómetros, y no se han celebrado la cinco kilómetros ni las pruebas infantiles.

La toma de tiempos este año se ha realizado por un sistema de cronometraje con un chip desechable y la salida se ha realizado en función de los tiempos acreditados -menos 45’, de 46’ a 50’, de 51’ a 55’ y de 56 en adelante- y de forma escalonada para mantener una distancia de seguridad.

Por su parte, los corredores han contribuido también en el cumplimiento de las medidas de seguridad, utilizando mascarillas de protección antes y después de su participación y siguiendo las indicaciones dadas por la organización.

Al finalizar la prueba, todos los participantes se han mostrado satisfechos con esta carrera, cuya celebración tiene como principal objetivo dinamizar uno de los barrios más jóvenes de la ciudad, generar un sentimiento de pertenencia y crear lazos entre la vecindad, sin olvidar tampoco la promoción de la práctica deportiva, este año con el lema ‘No te la juegues, juega seguro’.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *