La pandemia que ha asotado a la humanidad en el último año, ha traído muchas cosas negativas, es cierto. Pero también nos ha dejado grandes lecciones de generosidad. La Asociación de vecinos La Unión, en otra muestra de solidaridad y responsabilidad social, ha hecho un taller de mascarillas tejidas reutilizables que han sido repartidas en el centro de refugiados del distrito, así como a través de AMPAS, asociaciones vecinales y otros proyectos sociales que ayudan a distribuirlas a familias de la zona que tienen pocos recursos para adquirirlas.

De esta manera no solo ayudan a que las personas puedan tener acceso a las mascarillas, sino que al ser reutilizables durante 80 lavados, contribuyen a reducir la ingente cantidad de residuos sanitarios que esta pandemia está provocando, y que acaban en la incineradora de Valdemingómez, provocando olores y contaminación que afecta directamente a los vecinos de los alrededores.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *