En julio comienzan las obras para revitalizar el Campus Sur de la Politécnica

La vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, ha visitado los terrenos del Campus Sur de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM), donde a partir del mes de julio empezarán las obras que revitalizarán por completo este enclave universitario, a través del proyecto Campus for living cities, ganador de la primera edición del concurso internacional Reinventing Cities, organizado por la red de ciudades C40 en el que participa Madrid, con el fin de devolver a la vida espacios degradados y sin uso.

El objetivo del proyecto ganador es impulsar el Campus Sur como un referente en la investigación y la innovación tecnológica, modernizando los usos existentes en el campus con nuevos edificios que amplíen la oferta de actividades y que, a su vez, sean ejemplo en el reto de la eficiencia energética y la descarbonización. Además, pretende mejorar la vida del campus y conectarlo con el vecindario.

Villacís ha destacado la apuesta del Ayuntamiento por revitalizar todas las zonas de la capital, y ha puesto como ejemplo la intervención que se va a realizar en Vallecas, “donde está una de las universidades de referencia a nivel nacional y donde se va a desarrollar un proyecto que va a tejer un lazo con el resto de la ciudad. Habrá una residencia para más de 300 estudiantes, nuevas zonas verdes y un ágora” entre otras instalaciones. “Una verdadera apuesta por el reequilibrio territorial y por las políticas de sostenibilidad” ha resumido Villacís.

Sierra de Guadalupe podría cambiar de nombre

Además, la vicealcaldesa ha anunciado que el Ayuntamiento pedirá al consorcio de transportes cambiar el nombre de la estación de metro Sierra de Guadalupe para que pase a denominarse Politécnica Campus Sur y poner en valor ese enclave.

“Se trata de un proyecto especial, en el que gracias a la renaturalización de todo el espacio se propondrá una nueva forma de conexión con el distrito de Puente de Vallecas. Esta iniciativa profundiza además en la estrategia de conseguir una ciudad policéntrica, generando nuevos nodos culturales y de talento más allá del centro para revitalizar otras zonas y contribuir al reequilibrio territorial”, ha dicho Mariano Fuentes, delegado del Área de Desarrollo Urbano.

Fuentes ha indicado que no solo se va a actuar en la universidad, sino que el área está trabajando también en la revitalización de toda la zona para generar nuevas viviendas y edificios de actividad económica, así como un nuevo espacio de conexión con el hospital Infanta Leonor, entre otras acciones.

Residencia y ágora

Para el proyecto de Campus Sur, el Área de Desarrollo Urbano ha elaborado ya el Plan Especial, aprobado inicialmente en Junta de Gobierno el pasado marzo, con el fin de mejorar la ordenación del espacio, dotándolo de una zona de encuentro y relax para la comunidad universitaria, que aglutinará las actividades y servicios de los que hoy no dispone.

Los primeros edificios del Campus Sur datan de 1975. La modificación que plantea el Ayuntamiento tiene por objeto adaptar el campus a las nuevas necesidades e introducir más diversidad, así como potenciar los usos existentes encaminados a la investigación y el fomento de criterios de sostenibilidad y alta eficiencia energética.

Asimismo, se busca promover la fusión e interrelación de los espacios libres públicos y los espacios libres de edificación de las diferentes parcelas dotacionales, creando itinerarios peatonales y zonas con abundante presencia de vegetación.

Se actuará sobre una superficie superior a 26.000 m2, según ha explicado sobre el terreno Margarita Chiclana, CEO de Unexum Real Estate -que lidera el proyecto Campus for living cities, un ejemplo de colaboración público-privada -, ante las autoridades municipales y ante el rector de la UPM, Guillermo Cisneros, y otros directivos de la universidad.

Lo más destacado del proyecto es la residencia de estudiantes, con más de 300 plazas, para atender la demanda habitacional de alumnos e investigadores de todos los campus de la UPM, que destacará por sus tejados verdes practicables y por sus amplios patios ajardinados.

También se prevé la creación de un ágora abierta de entrada al Campus Sur, con un anfiteatro y un pequeño mercado, que integre y fusione el campus universitario con la vecindad de Vallecas; así como de un gimnasio al aire libre que permita la práctica de deportes como skate o escalada.

Por otro lado, el Edificio Arboleda, ya existente, se rehabilita energéticamente para atraer empresas de investigación y startups que permitan hacer del Campus Sur un polo de innovación y atracción de talento.